Aprendamos Marketing

Benchmarking: Tipos y ejemplos para usar en tu negocio

Tiempo de Lectura Aproximado: 16 min

Índice de Contenido

¿Eres empresario y quieres asegurarte de que tu organización se mantiene por delante de la competencia?

El benchmarking es una gran herramienta que puede ayudarte a comprender lo bien (o mal) que se comporta tu empresa frente a la competencia, los líderes del sector y otros, apoya para evaluar y mejorar los procesos, el rendimiento y los productos.

Implica establecer objetivos, comprender las mejores prácticas y realizar cambios a lo largo del tiempo para garantizar un éxito óptimo.

En esta entrada del blog, vamos a explorar qué es el benchmarking y a ofrecer ejemplos sólidos en los que cualquier pequeña empresa o equipo de marketing puede inspirarse.

Con la estrategia adecuada, la utilización de puntos de referencia permite tomar decisiones informadas sobre una serie de temas, desde ideas de productos hasta modelos de precios, lo que te da una ventaja en un mercado competitivo. ¡Veamos!

Benchmarking tipos

¿Qué es el benchmarking y por qué es importante para las empresas?

En Aprendamos Marketing, creemos que el benchmarking es una herramienta crucial para los empresarios y profesionales del marketing que buscan mantener la competitividad de su organización en el panorama empresarial actual, sin importar el ramo de tu negocio, esta herramienta es muy valiosa.

La evaluación comparativa es el proceso de comparar el rendimiento actual con el de los líderes del sector o los competidores, así como con el rendimiento pasado y las mejores prácticas, para identificar áreas de mejora y sirviendo como punto de referencia.

Al utilizar la evaluación comparativa para medir el rendimiento y el progreso, las empresas pueden obtener información muy valiosa sobre sus operaciones y tomar decisiones basadas en datos contrastados.

La evaluación comparativa ayuda a las empresas a comprender cómo se comparan sus procesos, productos, servicios y experiencias de los clientes con los de la competencia.

Mediante el estudio de las métricas y los procesos utilizados por empresas más grandes o líderes del sector, los empresarios y los vendedores pueden evaluar lo que funciona mejor para ellos y utilizar esta información para fundamentar sus propias estrategias.

Esto les permite mantenerse por delante de la competencia al poder adaptarse rápidamente a las cambiantes condiciones del mercado.

Análisis de datos

Además de ayudar a las empresas a identificar áreas de mejora, la evaluación comparativa también proporciona un medio objetivo de evaluar las operaciones actuales. Permite a las empresas fijarse objetivos significativos que puedan alcanzarse en un plazo realista.

También, permite a los empresarios y vendedores realizar un seguimiento preciso de los avances hacia esos objetivos a lo largo del tiempo, permitiéndoles hacer los ajustes necesarios por el camino.

Utilizando este método de análisis, los empresarios y los vendedores pueden asegurarse de que sus organizaciones se mantienen por delante de la competencia, al tiempo que alcanzan el éxito a largo plazo.

Diferentes tipos de benchmarking y ejemplos

Existen varios tipos de benchmarking, como el interno, competitivo, funcional y genérico.

Por ejemplo, el benchmarking interno se enfoca en comparar el desempeño de los diferentes departamentos de la empresa, mientras que el benchmarking competitivo analiza a los competidores directos en el mercado para mejorar la ventaja competitiva de la empresa.

¡Vamos a profundizar más en el tema y descubrir cuál es el mejor tipo de benchmarking para tu empresa!

Benchmarking interno

Consiste en evaluar el rendimiento de los distintos departamentos de tu empresa para identificar áreas de mejora y establecer objetivos significativos. Este proceso puede ayudarte a comprender cómo se comparan tus procesos, productos, servicios y experiencias de cliente con los de tu organización.

Por ejemplo, supongamos que buscas formas de mejorar el servicio al cliente en tu organización.

Midiendo los tiempos de respuesta, los índices de resolución y los niveles generales de satisfacción de los distintos departamentos de tu empresa, puedes obtener información valiosa sobre qué áreas necesitan mejoras.

Además, puedes utilizar estas métricas para establecer objetivos específicos que cada departamento debe alcanzar en un plazo determinado.

benchmarking interno

Otro gran ejemplo de evaluación comparativa interna es comprender la eficiencia con la que funciona cada departamento en relación con los demás de tu empresa.

Comparando los tiempos de ciclo y las métricas de productividad de los distintos equipos o unidades de negocio, se puede determinar dónde se malgastan los recursos o los procesos tardan demasiado.

Esto permite hacer los ajustes necesarios para que todos los departamentos funcionen con la mayor eficacia posible.

Al medir el rendimiento de varios departamentos de una organización entre sí, las empresas pueden obtener información valiosa sobre sus operaciones y tomar decisiones informadas basadas en datos comparativos.

Benchmarking competitivo

El benchmarking competitivo consiste en analizar las estrategias, productos, servicios y procesos de los competidores directos en el mercado para comprender mejor qué les funciona mejor.

Al hacerlo, las empresas pueden utilizar estos datos para formular sus propias estrategias y mantenerse por delante de la competencia.

benchmarking competitivo

Por ejemplo, si buscas formas de aumentar los niveles de satisfacción de los clientes en tu empresa, puede ser útil observar cómo abordan las necesidades de los clientes otras empresas de tu espacio.

Analizar cómo enfocan las iniciativas de atención al cliente puede darte una valiosa información sobre las áreas en las que debes centrarte para introducir mejoras. También puedes fijarte en sus modelos de precios, ofertas de productos y tácticas de marketing para ver qué les funciona mejor y utilizar esta información como punto de partida para tu propia estrategia.

La evaluación comparativa de la competencia también puede ayudar a emprendedores a identificar los puntos débiles y fuertes de sus organizaciones.

Comparando indicadores clave de rendimiento (KPI) como los tiempos de respuesta, el coste por adquisición o el tamaño medio de compra con los de las empresas de la competencia, pueden evaluar con precisión dónde tienen margen de mejora y en qué áreas destacan.

Benchmarking estratégico

La evaluación comparativa estratégica es una parte esencial del éxito de cualquier empresa y proporciona una ventaja competitiva. La evaluación comparativa estratégica implica sumergirse a fondo en la estrategia de tus competidores para comprender qué les funciona mejor y cómo puedes adoptar sus estrategias para tu propio uso.

Examina la propuesta de valor global de una empresa, los modelos de precios, las iniciativas de atención al cliente, las ofertas de productos y las tácticas de marketing para dar a los empresarios y vendedores una idea del panorama competitivo en el que operan.

La evaluación comparativa estratégica también puede proporcionar información sobre las tendencias emergentes en tu sector. Al estudiar los enfoques de distintas organizaciones, los empresarios y los responsables de marketing pueden identificar nuevas oportunidades o estrategias que su propia organización podría utilizar con éxito.

benchmarking estratégico

La evaluación comparativa estratégica ayuda a los empresarios a comprender cómo se compara su empresa con organizaciones similares en términos de crecimiento de ingresos, eficiencia de costes, índices de retención de clientes y otros indicadores clave de rendimiento, ayudándoles a asignar mejor los recursos para hacer crecer el negocio, manteniendo al mismo tiempo la eficiencia operativa.

Benchmarking funcional

Este tipo de evaluación comparativa evalúa el rendimiento de funciones clave dentro de la organización, como marketing, atención al cliente, ventas, finanzas o TI.

Comparando el rendimiento de estas funciones con otras organizaciones similares y con los competidores de tu sector, puedes obtener información objetiva sobre lo bien que trabaja cada función dentro de tu organización y dónde hay posibles áreas de mejora.

La evaluación comparativa funcional también permite a los empresarios y vendedores evaluar qué equipos de su organización son responsables de generar más valor.

Al evaluar los distintos departamentos en función de métricas como el crecimiento de los ingresos o la eficiencia de los costes a lo largo del tiempo, resulta más fácil asignar los recursos adecuadamente y garantizar que se maximizan los esfuerzos de cada equipo.

En última instancia, la evaluación comparativa funcional ayuda a comprender mejor el funcionamiento interno de su organización, para que puedan tomar decisiones informadas sobre la mejor manera de elaborar estrategias para el éxito.

Benchmarking digital

Consiste en analizar los datos de los competidores para identificar áreas de mejora y oportunidades de crecimiento.

La evaluación comparativa digital examina diversas métricas, como la participación de los visitantes del sitio web, los seguidores en las redes sociales, los tiempos de respuesta del servicio de atención al cliente y los tiempos de carga de la página web.

Con esta información, las empresas pueden comprender mejor cómo se comparan con sus competidores y obtener información valiosa sobre dónde pueden mejorar.

Por ejemplo, al examinar las métricas de participación de los visitantes del sitio web, como la tasa de rebote o el tiempo en la página, las empresas pueden identificar las áreas del sitio web que funcionan mal y tomar medidas para optimizarlas para mejorar la experiencia del usuario.

Si quieres aprender a hacer tu plan de benchmarking digital da click aquí.

Examinando los seguidores en las redes sociales y los tiempos de respuesta del servicio de atención al cliente por correo electrónico, los empresarios pueden evaluar si sus estrategias funcionan o si hay margen de mejora.

Por último, analizar los tiempos de carga de las páginas del sitio web ayuda a las empresas a determinar si su sitio está optimizado para una carga rápida o si necesita una mayor optimización.

Beneficios de utilizar el Benchmarking como herramienta analítica

Para los emprendedores, la evaluación comparativa es una herramienta analítica inestimable que puede utilizarse para conocer mejor su propia organización y evaluar su rendimiento en relación con los competidores.

Con el benchmarking, los emprendedores pueden identificar los puntos fuertes y débiles de sus organizaciones y obtener una ventaja competitiva aprovechando las estrategias de los competidores de éxito.

Utilizar la evaluación comparativa como herramienta analítica permite a emprendedores tomar decisiones más informadas sobre cómo asignar recursos para un crecimiento óptimo.

Mediante la evaluación comparativa estratégica, pueden conocer mejor su sector, identificar las tendencias emergentes, comprender mejor a sus clientes y crear una propuesta de valor sólida.

La evaluación comparativa funcional también ayuda a comprender el rendimiento de los distintos departamentos del negocio y a asegurarse de que cada equipo maximiza sus esfuerzos para obtener los máximos resultados.

La evaluación comparativa también permite a los empresarios hacer un seguimiento de los indicadores clave de rendimiento (KPI), como los tiempos de respuesta, el coste por adquisición o el tamaño medio de compra a lo largo del tiempo, para que puedan evaluar con precisión cómo progresa su empresa hacia sus objetivos.

Estos datos les ayudan a determinar qué estrategias son eficaces y dónde tienen margen de mejora, para que puedan ajustar su enfoque en consecuencia.

Al realizar esta comparación pueden identificar mejor las oportunidades de mejora y evitar costosos pasos en falso.

Proceso para realizar el benchmarking en tu empresa

Ahora que ya sabes los distintos tipos de benchmarking y por qué es importante para tu organización es hora de poner manos a la obra para que lleves acabo tu propio análisis, aquí tienes los pasos a seguir para hacerlo ⬇️:

Benchmarking

1. Identificar indicadores clave de rendimiento (KPI) para seguir el progreso hacia los objetivos

2. Investiga a los competidores y a otras organizaciones similares de tu sector

3. Compara el rendimiento de las distintas funciones de tu organización

4. Evalúa qué departamentos son responsables de generar más valor

5. Evalúa los puntos fuertes y débiles de tu organización

6. Aprovecha las estrategias de éxito utilizadas por la competencia

7. Asigna los recursos adecuadamente para maximizar los esfuerzos

8. Supervisar las tendencias del sector y el comportamiento de los clientes para fundamentar las decisiones

9. Haz un seguimiento de los KPI a lo largo del tiempo para determinar la eficacia de las estrategias

10. Ajusta el enfoque según sea necesario basándote en los datos analizados

Ejemplos de empresas de éxito que utilizan la evaluación comparativa 

Muchas compañías han empleado con gran éxito estrategias de evaluación comparativa. Empresas como Amazon, Apple y Walmart han utilizado la evaluación comparativa para identificar áreas de crecimiento y tomar decisiones estratégicas con el fin de seguir siendo competitivas en sus respectivos mercados.

Amazon se ha convertido en líder en el aprovechamiento de los datos de los clientes a través de su motor de recomendaciones y recomendaciones personalizadas de productos.

Estos datos se analizan para identificar las tendencias y preferencias de los clientes con el fin de crear mejores experiencias para ellos.

Como resultado, Amazon ha creado un nivel excepcionalmente alto de fidelidad con sus clientes debido a la personalización de su experiencia de compra.

Apple también es otra empresa que pudo llevar a cabo eficazmente el benchmarking en su organización.

Mediante el estudio de las ofertas de la competencia, Apple pudo determinar qué características eran las más importantes para sus clientes y crear productos que superaran sistemáticamente las expectativas.

Gracias a este proceso, Apple pudo desarrollar tecnologías revolucionarias como el iPhone y el iPad, que cambiaron la forma en que interactuamos con la tecnología hoy en día.

Por último, Walmart es un ejemplo de empresa que utiliza la evaluación comparativa para mantener su posición como uno de los mayores minoristas del mundo.

Analizando los datos sobre el comportamiento de los clientes y las estrategias de precios de la competencia, Walmart puede responder rápidamente a los cambios en la demanda, al tiempo que se mantiene fiel a su compromiso de ofrecer precios bajos en los artículos de uso cotidiano.

Esto garantiza que todos los clientes puedan disfrutar de precios imbatibles sin comprometer la calidad ni la selección.

Cómo utilizar los datos de tu análisis para introducir mejoras en tu empresa

Las decisiones basadas en datos son esenciales para mantenerse a la vanguardia y ayudar a que tu negocio siga siendo rentable. A continuación te explicamos cómo puedes utilizar tus datos analíticos para mejorar tu negocio:

1. Analiza los comportamientos de los clientes

Recopilar datos de clientes puede ayudarte a comprender mejor quién es tu público objetivo, qué busca y qué tipo de contenido resuena en él. Utiliza estos datos para crear una estrategia de marketing más completa que responda a sus necesidades e intereses.

2. Vigila a tus competidores

Vigilar a tus competidores es una forma estupenda de ver qué estrategias están utilizando que hayan tenido éxito, así como cuáles no están funcionando tan bien. Esta información puede ser increíblemente valiosa cuando la utilices para desarrollar tus propias iniciativas de marketing.

3. Mejora los ciclos de desarrollo de productos –

Aprovechando los datos analíticos, puedes crear ciclos de desarrollo de productos más rápidos que permitan ciclos de retroalimentación más eficientes y cambios más rápidos basados en las tendencias de la demanda de los clientes o las condiciones del mercado.

Junto con la información obtenida del análisis de la competencia, esto puede ponerte por delante de tus competidores al sacar productos más rápidamente sin sacrificar la calidad ni la funcionalidad.

4. Aumentar el ROI

Los análisis también pueden proporcionar información clave sobre qué campañas están teniendo el mayor impacto en las ventas y el crecimiento de los ingresos, lo que te permite ajustar los presupuestos en consecuencia y obtener más beneficios de cada lanzamiento de campaña.

ROI

Utilizando los datos analíticos de estas formas, los empresarios y los vendedores podrán asegurarse de que sus esfuerzos se centran en actividades que producirán el mayor retorno de la inversión, al tiempo que siguen siendo competitivos en el panorama digital en constante evolución.

Rubén Gallardo Lobato es autor del libro Marketing Práctico para PyMES, director de Aprendamos Marketing, empresa líder en Latinoamérica en capacitación de marketing digital para PyMES.

Es el creador del concepto de la fábrica de creación y captura de valor, metodología que simplifica la creación, implementación y optimización de la estrategia de marketing de una PyME.

En el 2021 Rubén fue reconocido como uno de los 100 emprendedores más importantes en México.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete GRATIS y recibe de regalo el capítulo 1 del libro “Marketing Práctico para PyMES”.

Libro de marketing digital

*Tus datos son seguros con nosotros.

¡Hey!

no te vayas aún...

Descubre como obtener clientes de manera automatizada